#Recipe4Change
Reto 1. Mitigar el cambio climático

 

El próximo 4 de noviembre entrará en vigor el Acuerdo de París sobre cambio climático. Una forma de contribuir a no sobrepasar la barrera de los 2ºC de temperatura del planeta es cocinar de forma más eficiente, ahorrando energía y generando menos desperdicios.

 

Cinco consejos para reducir las emisiones de CO2 (generalmente conocidas como "huella de carbono") cuando cocinamos: 

  1. Reduce las sobras de comida. Los planes de comidas y las listas de la compra te ayudan a planficar qué alimentos alimentos necesitas y cuánta cantidad necesitas. Planifica. Además, con las sobras de una receta pueden prepararse platos deliciosos. Finalmente, utiliza el contenedor para compostaje si los tienes a mano.
     
  2.  Reduce el consumo de energía. Reduce tu consumo de energía no precalentando el horno o cocinando de más los alimentos. Los utensilios de cocina de hierro, cerámica y cristal retienen mejor el calor. Abre la puerta del horno sólo cuando sea estrictamente necesario: cada vez que lo haces, se pierden 25 grados de temperatura. Si tienes lavavajillas, ponlo a funcionar sólo cuando esté lleno y selecciona el programa más eficiente.
     
  3. Usa el agua de forma más eficiente. No dejes el grifo correr mientras cocinas. En su lugar, lava las frutas y verduras en un recipiente grande. Hierve la comida con la menor cantidad de agua posible y aprovecha esa agua después para regar las plantas, por ejemplo. Utiliza filtros de agua para reducir la energía que supone el transporte, la producción y la eliminación de las botellas de plástico.
     
  4.  Preserva tus alimentos. Si compras producos locales y de temporada, haz que duren más a través de técnicas innovadoras como la deshidratación o la lacto-fermentación.
     
  5. Recicla. La mayor de parte de los envases son reciclables, pero deberás separarlos y clasificarlos. También puedes encontrar usos creativos para tu envases usados.