Mayo 15, 2017
650 mujeres indígenas Lencas tienen su propia planta para procesar cosechas locales



La Asociación de Mujeres Intibucanas Renovadas (AMIR) es una organización de mujeres que produce mermeladas, jaleas y aguardiente que venden al mercado local. Sus mismas socias son las que proveen a la asociación los granos y frutas que luego son transformados en ricos manjares.

Las integrantes de la asociación son mujeres de 26 caseríos de Intibucá que registran altos índices de pobreza y analfabetismo, y cuya fuente de ingreso principal ha sido la agricultura de subsistencia. Esta situación de pobreza llevó a que un grupo de mujeres, lideradas por Mercedes García, formara AMIR en 1990. Desde ese entonces ellas han recibido apoyo de varias organizaciones quienes han contribuido en el mejoramiento de los medios de subsistencia de las mujeres socias y sus familias, así como ha capacitado a las mujeres y sus familiares en temas de alfabetismo, equidad de género y prevención de la violencia a la mujer.


Fortalecer la cadena, negocios sostenibles

El programa conjunto “Fomento al Turismo Cultural Sostenible para un Desarrollo Económico Inclusivo en la Ruta Lenca”, más conocido como "Ruta Lenca", ofrece apoyo técnico y financiero a iniciativas de emprendimiento con el objetivo de mejorar los ingresos económicos de 4.300 personas. Hasta la fecha, se ha otorgado capital semilla a 38 emprendimientos; uno de ellos ha sido adjudicado a AMIR para fortalecer toda su cadena de producción. Desde la compra de la materia prima, pasando por la transformación y comercialización de los productos agrícolas, frutales y de envasados.

La proyección de la asociación es que con este financiamiento será viable sostener todo el costo operativo del negocio y dar apoyo a las mujeres productoras socias. La perspectiva es que luego del quinto año de establecerse y posicionarse en el mercado local, se pueda incursionar en mercados nacionales e internacionales a través del encadenamiento productivo.

Un paso hacia ello, está siendo el trámite para recibir la personería jurídica de la asociación, que se ha gestionado con el apoyo del programa conjunto Ruta Lenca. Contar con este documento les dará las ventajas para ofrecer sus productos directamente a más grandes compradores y puedan acceder a oportunidades crediticias. El siguiente paso será gestionar el registro sanitario que les permitirá generar más ingresos para las socias al poder ver sus productos a nuevos mercados.

Junto con el financiamiento y el asesoramiento legal, las mujeres de AMIR han fortalecido también sus habilidades personales y han recibido capacitaciones en contabilidad, emprendedurismo, atención al cliente, finanzas, mercadeo, y han conocido más acerca de su cultura Lenca. Éstas capacitaciones han sido impartidas por el Centro de Desarrollo Empresarial Región Lempa, apoyado por el programa . Un tema fundamental para el fortalecimiento de la organización y sus integrantes han sido los procesos formativos en derechos humanos de las mujeres.

La señora Mercedes, lideresa nada y una de las fundadoras de AMIR, cuenta que siente que ha fortalecido sus capacidades administrativas y tiene una visión de futuro para expandir el negocio.

Para muchas mujeres ser parte de AMIR ha significado un cambio sustancial en sus vidas. No es solo contar con mejores ingresos por la venta de la producción de sus huertos y de tener un oficio dentro de AMIR, elaborando los productos, sino que además muchas han aprendido a valorarse, reconocer su rol como mujeres, explorar y descubrir sus potencialidades y de lo que pueden lograr cada una y en conjunto. El apoyo a AMIR además ha tenido un impacto indirecto a nivel social porque se ha consolidado como espacio social y de referencia que ha fortalecido las relaciones sociales entre las mujeres indígenas lencas que le integran. 

Sobre el programa conjunto Ruta Lenca

El Programa Conjunto “Fomento al Turismo Cultural Sostenible para un Desarrollo Económico Inclusivo en la Ruta Lenca”, más conocido como  "Ruta Lenca", es una iniciativa del Fondo de Naciones Unidas para los Objetivos de Desarrollo Sostenible (Fondo ODS), ejecutado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), ONU Mujeres y la Secretaría de Desarrollo Económico (SEDE), y cuenta con el apoyo de Cooperación Española. El programa beneficia de manera directa a 4.300 personas e indirectamente a otros 10.000 habitantes, con énfasis en mujeres y jóvenes, de la población indígena Lenca de Intibucá.

Desde el programa conjunto Ruta Lenca se impulsa el cumplimiento del ODS 1: acabar con la pobreza con todas sus formas; al ODS 5, lograr la igualdad de género; y al ODS 10, reducir las desigualdades.